Elevador para coches ¿Cuál necesito?

Elevador para coches ¿Cuál necesito?

Elevador para coches ¿Cuál necesito?

¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de elegir un elevador para coches? A medida que los niños crecen y van adoptando un mayor tamaño y peso, se acerca el momento de elegir el mejor sistema de retención y protección para los más pequeños: el elevador para cochesEn el post de hoy, te contamos todo lo que necesitas saber sobre los diferentes tipos de sistemas de retención. Y recuerda, si estás pensando en especializarte en el sector automovilístico, no te pierdas nuestro Máster en Mecánica Experto en Dirección, Suspensión y Frenos ABS.

Elevador para coches: Una buena solución para los más pequeños

¿Sabías que el elevador para coches reduce en un 75% las muertes infantiles por accidentes de coche? ¿Y también en un 90% las lesiones en menores? Sin duda, se trata del sistema de retención homologada más importante para la protección de los niños en el coche. Pero, ¿sabrías decir a partir de qué edad debes instalarlo en tu vehículo? ¡Toma nota! 

El elevador para coches está pensado para aquellos niños/as que no superen los 135 centímetros de altura. Y que por lo tanto, no puedan llevar el cinturón de seguridad con las garantías necesarias para llevar a cabo un viaje seguro. Normalmente, su uso tiene inicio a los cuatro años de edad y el incumplimiento de su norma acarrea infracciones graves. Entre ellas, multas de hasta 200 euros o retirada de puntos del carnet.

Características según su tipología

A modo de guía rápida, lo primero que tenemos que tener en cuenta es: la talla y/o la altura del pequeño. En la actualidad, existen cuatro tipos de elevadores para coches

  • Grupo 0: Garantiza la seguridad de los niños hasta 12 kgs. Se trata de sillas donde el menor va protegido en su totalidad y se colocan en el sentido contrario de la marcha. Comúnmente se las conoce como cestas o cucos. 
  • Grupo I: Están indicados para menores que ya han superado el primer año de edad. O también, cuando superan los 18 kgs de peso. Se pueden colocar hacia adelante y ajustar con arneses independientes al cuerpo. A diferencia del anterior, cuenta con orejeras para sujetar perfectamente la cabeza del pequeño.
  • Grupo II: Recomendado para pequeños de no más de 125 centímetros. Esto equivale a menores con un peso aproximado  de 15 a 25 kgs y edad comprendida entre los 3 y 7 años. Estos alzadores, no son más que un cojín con respaldo donde el niño puede ser sujetado correctamente. Y todo ello, gracias al cinturón de seguridad de tres puntos, el cual ajustaremos a las caderas, esternón y clavícula del pequeño.
  • Grupo III: Obligatorio para menores de hasta 135 centímetros y recomendables para niños y niñas de hasta 150 centímetros. El equivalente según su peso y edad es: de 22 a 36 kgs y/o entre 6 y 12 años de edad. Este tipo de elevador para coches favorece de igual modo la colocación del cinturón de seguridad. Sin embargo, no lleva respaldo. En este caso, sólo está formado por el cojín. Se podrá usar indistintamente tanto en los asientos delanteros como en los traseros. 

 

Por encima de los 135 centímetros de estatura, los menores ya pueden dejar de usar el elevador para coches, siempre y cuando el cinturón no les sujete la clavícula. En tal caso, deberán seguir usando el cojín elevador.

Escoger el mejor sistema de retención y protección para nuestros hijos es fundamental para evitar lesiones y accidentes fatales. Protégelos siempre y recuerda, ellos lo imitan todo ¡no te olvides del cinturón de seguridad!